Leyes del Exito, 6

Y es que somos energía manifestada con un objetivo, con un propósito: el propósito de tu vida, el dharma.  La Ley del Dharma es la Ley del propósito en la vida.


.

 

Vienes al mundo a cumplir un propósito, una misión determinada y debes descubrir cuál es, si lo logras combinarás este propósito con tus sueños verdaderos y con las demás Leyes Fundamentales puedes lograr conseguir el éxito y tener una vida armoniosa y completa.

Un gran progreso espiritual, un crecimiento personal surge de hacerte una simple pregunta a cada paso en el camino de tu ida:

“¿En qué puedo ayudar?”

Tu espíritu se hará presente y apoyará tus acciones con la aprobación del Universo, ya que te desempeñarás con armonía universal y generosidad creadora.

La Ley del Dharma asegura que todos, tú también, tienen un talento único que se corresponde con una necesidad que tú puedes cubrir. Ese sería el propósito en tu vida.

Cuando logras descubrir esta necesidad y la combinas con tu talento creador se produce el éxito, y cumples con la Ley del Dharma.

La Ley del Dharma tiene tres componentes básicos:

1.       Descubrir tu verdadera esencia, tu talento y tu ser interior.

2.       Lograr la expresión de tu talento único.

3.       Rendir un servicio a la humanidad.

El conocimiento de nuestra propia espiritualidad, el reconocernos seres espirituales que tienen experiencias humanas ocasionales (y no al revés) logra que descubramos más rápidamente nuestro ser interior y nuestro talento único.

De esta forma estamos capacitados para responder a la pregunta “¿En qué puedo ayudar?”, con total solvencia, logrando así el crecimiento personal y espiritual , actuando en la generosidad natural del Universo, en armonía con los demás y combinando con las otras 6 Leyes Espirituales para el éxito con mayor propiedad.

Unir este conocimiento de nosotros mismos al campo de la potencialidad pura nos lleva directamente a la consecución de la abundancia.

Existen tareas necesarias con las que debemos comprometernos o comprometer nuestra existencia toda para lograr este estado de cumplimiento con la Ley del Dharma, y son 3:

1.       El compromiso de buscar y encontrar nuestro ser interior.

2.       El compromiso de desarrollar nuestro talento único por encima de otros.

3.       El compromiso de brindarse a los demás, y anteponer la ganancia de todos a la ganancia personal.

Pregúntate:

¿Qué estaría haciendo si no tuviera que preocuparme por el dinero, mi empresa, los gastos diarios y los problemas cotidianos?

Si la respuesta resulta ser que vivirías donde vives, trabajarías donde trabajas y estarías haciendo casi lo mismo que ahora, es que has hallado tu talento único, ese que te completa y que eres el mejor para realizarlo.

Es que ya estás en dharma…

 .

Creaturealidad.com Favor no repdroducir. Gracias.

Si deseas ahondar en este tema, te invito a leer el libro de Deepak Chopra, “Las siete leyes espirituales de éxito”, uno de los mayores maestros del éxito y la espiritualidad a nivel mundial.

 

 

 

 

Comenta con Facebook -sin Facebook ve hasta abajo-

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.