Honrar la vida y vivir con éxito

Imagina que eres una mota de polvo flotando en el espacio, en medio del espacio con estrellas muy lejanas, pequeñas y apenas visibles. Imagina que deseas, imagina qué cosas puedes desear siendo una mota de polo, pequeña e imperceptible, que flota en medio de la nada, y que nada tiene…

 

vivir la vida. Es probable que desees ser alguien, y algo que hacer… un cuerpo físico, un planeta donde apoyar tus nuevos pies, un mundo donde respirar… caminar, ver el mundo, pasear, divertirte, poder vivir…

 

Luego, con el tiempo, desearás cada vez más: amor, compañía, posibilidades para desarrollar tus inquietudes, un cuerpo más ágil, más fuerte para poder recorrer este mundo maravilloso, para poder amar en todo su esplendor, para poder vivir muchos años y experimentarlo todo… vivir con éxito.

 

La pequeña mota de polvo que eras, que nada tenía, que nada hacía y que nada era, hoy desea: salud, amor, dinero, éxito, riqueza, felicidad, oportunidades… en fin: una vida que merezca ser vivida, una vida para ser honrada, homenajeada, aplaudida.

 

Vivir con éxito.

 

Desear una vida que merezca ser vivida, una vida de éxito y riqueza, es el deseo de todos, ¿porqué será entonces que no todos la poseen?

 

Puede haber muchos motivos, será que algunos:

 

  • No se sienten capaces de obtenerla.
  • No se creen merecedores de tenerla.
  • No van a realizar el esfuerzo necesario por conseguirla.
  • No saben que pueden.

 

Honrar la vida debería ser la primordial tarea de vivir, ya que si luego de ser una mota de polvo perdida en el espacio, nos ofrecen la posesión y el disfrute de este maravilloso cuerpo físico, en la inmensidad de este hermoso y rico mundo en que vivimos… es casi una obligación espiritual, un mandato divino y biológico, aprovecharlo, hacer de esta oportunidad un Homenaje a la Creación.

 

En cambio, muchas veces deambulamos perdidos por la vida, entre quejas y malhumor, entre dolores inventados y problemas superfluos, corriendo tras metas improvisadas e incoherentes, angustiados por la falta de cosas que no nos hacen falta.

 

Honrar la vida no significa conformarse con lo que nos ha tocado, sin pedir más, significa luchar por lo que se desea, perseguir sueños posibles, creerse merecedor de ellos, luchar por el amor, la felicidad, los logros personales, la riqueza y el dinero que nos ayudarán a ser felices y que son el fruto de nuestro trabajo honesto.

 

Honrar la vida es ser honrado con uno mismo, y ofrecerse una vida mejor, plena, llena de trabajo y de gratificaciones, colmada de esperanza, ilusión, fe y sueños realizados.

 

Nuestro éxito está asegurado, el mismo transcurrir de una vida en la plenitud de la lucha por alcanzar los sueños, en este camino de conseguir la felicidad y el éxito, el progreso, el dinero, la riqueza material y espiritual, conforman el éxito de sabernos vivos y  en el camino del triunfo.

 

El propio camino personal de Honrar la Vida es un triunfo en si mismo.

 .

Creaturealidad.com Favor no reproducir. Gracias.

Comenta con Facebook -sin Facebook ve hasta abajo-

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.