El éxito y el enamoramiento

El amor es el elemento más importante de esta vida. No es de forma al azar que se profese el amor por tantas religiones, credos, culturas, la ética y la moral. Al parecer lo único que un hombre necesita para ser humano es simplemente tener amor. El amor por alguna cosa, lo que esta persona más quiera.

.De igual manera como nos enamoramos y deseamos a aquella persona a nuestro lado y para nosotros, tenemos la oportunidad en la vida de enamorarnos de otras cosas, de una actividad deportiva, intelectual, lúdica, de algún trabajo en particular, de algún lugar en especial, etc.

¿Qué sucede cuando nos enamoramos? Nuestro cuerpo sufre cambios en su química que producen a su vez cambios a nivel físico-fisiológico, cambios que afectan y modifican y matizan nuestro estado de ánimo, nuestros pensamientos e ideas, en un todo, afectan la visión que tenemos cada uno del mundo en el que vivimos. Una persona enamorada es agradable, es sociable, tiene una actitud positiva, se presenta ante la vida como un persona que tiene deseos de lograr sus objetivos y metas, siente miedo pero no le importa pues está seguro de vencer gracias al amor que tiene hacia su objeto amado (sea persona u objeto per se).

En cambio ¿qué sucede con una persona que no se ha enamorado? Simplemente esta persona no cuenta con esa fuerza y esos ánimos que aparecen como de la nada cuando el enamorado va en busca de su amor. Una persona no enamorada de algo, es decir, sin objetivos ni metas, no hará nada en la vida, no logrará hacerse mejor y no podrá ayudar a los demás a ser mejores.

Esta idea que se acaba de plantear acerca del enamoramiento dice también que en el caso de que una persona desee lograr el éxito en algún área de su vida o haciendo algo o siendo el mejor en algo, simplemente debe enamorarse de aquello. Si te gusta la pintura y tu intensión es ser crítico de arte, enamórate de esa actividad, hazla parte de tu vida en cada ocasión.

Mucho cuidado sin embargo en cuanto a pasar todo el tiempo pensando en eso, o  haciendo cosas relacionadas con eso. No se puede emplear la energía de la cual se dispone de manera a agotar la reserva que tenemos. Es importante aprender a manejar esta energía pensando en lo que queremos y realizando las actividades pertinentes y relacionadas con la consecución de nuestro objetivo durante cierto tiempo cada día. Así mismo lo importante es centrarse en la idea de nuestro objeto del deseo llegando a nosotros, como si ya lo tuviésemos en nuestras manos. Recordemos que nuestra energía mental funciona mejor cuando se concentra en algo, no cuando se dispersa.

De esta misma manera es el éxito como una mujer, de acuerdo a ciertas culturas, que siendo amada por el hombre no permite que se esté pendiente de alguna otra idea sino de la que ella sola representa. Si el hombre que la ama empieza a dispersarse y agotar su energía mental con otras ideas, primero, la mujer a quien ama no querrá estar más con él pues no se le dedica la energía suficiente, segundo, el pensar en muchas cosas no permite el logro de cualquiera que sea el objetivo planteado, y tercero, si un hombre no se esfuerza por lograr algo, no se desarrolla como persona, y tampoco puede hacer algo en su vida. Si buscas el éxito, enamórate de ella, sé fiel a su idea, dedícale el tiempo necesario para cultivarla, y ella vendrá hacia ti.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.